credits
credits

© Anne Combaz

variations-on-beige-spring-summer-2016-collection

© Anne Combaz

VARIACIONES DE BEIGE
COLECCIÓN PRIMAVERA-VERANO 2016

“Gabrielle Chanel era la reina del beige”, explica Karl Lagerfeld.

Entre el blanco roto, el ocre y el marrón muy claro, color natural de la lana, del lino o del algodón, el beige es el tono neutro por excelencia y aporta un equilibrio justo entre el calor de las castañas o la frescura del blanco.

Crudo, marfil, arena, arcilla, topo o moka, el creador declina uno de sus tonos favoritos de la diseñadora: vestidos ligeros, blusas y muselinas, bordados de flores, chaquetas o faldas.

“Me refugio en el beige porque es natural”, decía la diseñadora a la que realmente le fascinaba la naturaleza. Con este tono coloreó su interior – muebles y alfombras que le recordaban a la “tierra batida”. Ella tiñó sus colecciones aplicando a sus pijamas en punto, sus trajes de chaqueta en tweed, sus zapatos. Ella lo asoció, a la elegancia del blanco y del negro para componer una gramática de estilo que las mujeres adoptaron con unanimidad y que Karl Lagerfeld enriqueció con su propio talento.

Compartir

El enlace ha sido copiado correctamente